miércoles, 9 de noviembre de 2011

#Poldimisión

¡#Pol dimisión sin más! Porque no se puede a la ligera primero insultar alegremente, mofarse con tu declarada actuación “irreflexiva” y con la misma ligereza pedir perdón y aquí no ha pasado nada. Pero ¿qué pasa con la clase política? ¿Realmente nos merecemos estos aspirantes a representarnos?

Pues, reflexionar a caso, es lo que nos falta, porque nos acosan con verborragias repetidas, apuradas y estridentes para que no escuchemos ni nos preguntemos demasiado y sobre todo para que no nos enteremos del todo de todo. Ruido, mucho ruido es lo que conviene a la mayoría de los políticos. La publicación de la foto de la Ministra Carmen Chacon por Francisca Pol, además es un claro ejemplo de lo desperdiciadas que están las redes sociales en manos de los políticos, porque no saben utilizarlas, y simulan su presencia en ellas solo en campaña para hacernos creer que están conectados con la sociedad que pretenden gobernar.

#Poldimisión porque no eres digna ni como político ni como mujer.

#Poldimisión por tu descaro. (Ahora lo escribo, ahora lo borro).

#Poldimisión porque tu agravio nos humilla a todas las mujeres que debemos defendernos en diferentes ámbitos, cada día, de absurdos estereotipos que nos limitan.

#Poldimisión porque nos avergüenzas con una imagen machista que se mofa del valor de la mujer más allá de sus tetas.

#Poldimisión por vulgar y mediocre.

#Poldimisión por decoro y responsabilidad.

Yo como mujer, no te disculpo.

1 comentario:

Ana dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.